Pesadillas.
Las pesadillas a media noche.


Sucede que en ocasiones despertamos de una pesadilla precisamente a mitad de la noche, en la madrugada ó a las tres de la mañana, casos en que se trata de nuestro ángel de la guarda, quien nos despierta por la razón de que alguien estaba haciendo un ritual de brujería en ese momento y de seguir en la pesadilla, un espíritu maligno podría robarnos energía ó tratar de sugestionarnos, lo que puede causar que al día siguiente nos despertemos cansados, deprimidos ó de mal humor, para que no podamos hacer bien las cosas. De ahí que nuestro ángel de la guarda nos despierta para que el ritual no nos cause molestias al día siguiente. De forma que lo ideal es no volvernos a dormir de inmediato, sino esperar algunos minutos ó al menos dejar la luz prendida para que disuelva la energía negativa que el agresor está usando para tratar de hacernos daño de alguna manera.