Amuletos.
Las armas psíquicas en general.

Las armas psíquicas son en parte simbólicas y en parte psíquicas, las que pueden ser desde un colmillo de un coyote, tigre, cocodrilo ó algún otro tipo de depredador, hasta un arma punzo cortante que como símbolo son similares a los colmillos, pero en su parte psíquica sirven para lastimar a un espíritu invasor ó hasta para enviarlo al plano astral del que haya salido, ya que los objetos metálicos y los de origen orgánico como los colmillos, suelen atrapar o jalar de alguna forma a los espíritus impuros y el filo ó punta les causa gran dolor. Por otro lado, la imagen de un caballo también es una buena arma psíquica, ya que en tiempos antiguos los caballos fueron la clave para ganar muchas batallas y como sigo equivale a darle armas a nuestro ángel de la guarda para combatir el mal. De esa forma vemos que por un lado están las armas que sirven para lastimar directamente al espíritu invasor y por el otro las armas que son puramente simbólicas pero que sirven para proyectar algo en el otro plano astral, es decir, es una forma de enviarle armas a nuestros ángeles de la guarda para que puedan combatir el mal de forma efectiva, sumado a las oraciones, ya que ellas también son fuente de energía para los espíritus buenos (Las oraciones le dan fuerza a los espíritus buenos y por otro lado el miedo y otras emociones negativas le da fuerza a los malos, lo que es bueno siempre tener en mente).

Revista Nelamoxtli/ Febrero del Año 05 No 87.